RESURRECCIÓN.1

RESURRECCIÓN.1

Acabamos de celebrar la Resurrección del Señor.

  • Hoy es un día propicio para hablar de estos acontecimientos, y así lo vamos a hacer.

Repasemos un poco la historia:

  • Primero, conviene recordar, la caída de nuestros primeros padres.

  • Por su desobediencia, al pecar, perdieron los dones preternaturales que tenían:

  • No sufrían ni padecían.

  • No iban a morir.

  • Estaban disfrutando en un Paraíso.

  • Pero el pecado de desobediencia, lo cometieron con un Ser Infinito, y para reparar ese mal, para restablecer la amistad con Dios, otro hombre tenía que pagar la ofensa.

  • Pero ningún hombre, por ser finito y por sí solo, podía ofrecer un sacrificio suficiente, pues no sería un sacrificio infinito.

Y en estas circunstancias:

  • De estar el hombre bajo el dominio del pecado, después de la trasgresión de Adán, Dios prometió un Salvador en el Proto-Evangelio. (Gen.3,15)

  • Y al llegar la plenitud de los tiempos, sucede algo trascendente,

  • ¡LA ENCARNACIÓN DEL HIJO DE DIOS!

  • Dios envía a su propio Hijo, nacido de mujer, en carne igual que la nuestra, pero no dominada por el pecado.

Y así:

  • Como hombre, al obedecer, con su entrega y sacrificio, nos compró para Dios, con su sangre.

  • Reparó el pecado de Adán.

  • Y como Dios, ofreció al Padre, reparación Infinita.

(SEGUIRÁ)

M.S.G.